viernes, 14 de octubre de 2011

Delurium

Caminos torcidos, demencia establecida,
Es el cauce de mi destino, delirio!
Predicando a ciegas los dogmas de mi credo,
Arando en los terrenos infértiles de mi fe!
Abominaciones lapidan mi alma en los templos de la incredulidad!
Soy yo el profeta de la verdad!
Es el opium que me enloquece,
Son mil mentiras que te adormecen,
Cree, cree, es la verdad....
Entre alas y cuernos, sumisión o dolor,
Inflinjo el castigo, o mi dulce pecador,
No hay paraíso postmortis ni tormento perpetuo!
Ni cielo ni infierno solo un delirio confeso!
Es lo que quieren que creas!
Es lo que quieren que hagas!
Sumisión, sumisión, sumisión!
Es la verdad, soy tu profeta!
Soy tu salvador!
Opium! Delirio!
Ha cesado mi corazón...
Es el tunel de la desolación...

No hay comentarios:

Publicar un comentario